ChristianaCare

La seguridad es nuestra prioridad – Más información

Todo lo que hacemos en ChristianaCare es Por Amor a la Salud (For the Love of Health™), y ese enfoque ha dirigido nuestra respuesta durante la pandemia de COVID-19. Hemos rediseñado la manera en que brindamos el cuidado para mantener seguros a nuestros pacientes y profesionales de la salud, mientras brindamos el cuidado de alta calidad que nuestra comunidad amerita y necesita. Esto incluye opciones grandemente expandidas para atención virtual y visitas de telesalud (telehealth), así como normas que apoyan el distanciamiento social, el uso de tapabocas, un entorno limpio y un número limitado de pacientes y visitas para garantizar la seguridad. Más información

Preguntas frecuentes sobre la donación de riñón

Enlaces rápidos


¿Quién paga la donación de riñón?
¿Qué tipo de cirugía se utiliza para retirar el riñón del donante?
¿Cuánto demoro en recuperarme de una cirugía de trasplante?
¿En qué consiste la evaluación?
¿Qué puedo hacer antes de que se me evalúe para la donación en vida?
¿Cuáles son los riesgos de donar un riñón?
¿Cómo será la vida después de la donación del riñón?

¿Quién paga la donación de riñón?


Medicare o el seguro personal del receptor paga los costos de la evaluación, el procedimiento de trasplante renal y la hospitalización. Sin embargo, el seguro del receptor no cubrirá los problemas médicos que podrían surgir a causa de la donación.

¿Qué tipo de cirugía se utiliza para retirar el riñón del donante?


ChristianaCare utiliza dos técnicas quirúrgicas: nefrectomía laparoscópica asistida con la mano y nefrectomía abierta. En la nefrectomía laparoscópica asistida con la mano, se realiza una incisión pequeña en el abdomen para retirar el riñón. Se realizan otras dos a cuatro incisiones muy pequeñas para ubicar la cámara telescópica y otros instrumentos. En la nefrectomía abierta, se requiere una sola incisión y luego se retira el riñón.

¿Cuánto demoro en recuperarme de una cirugía de trasplante?


La mayoría de los donantes se van del hospital de tres a cuatro días después de la cirugía. Sin embargo, el tiempo de recuperación depende de cada caso individual. Le darán un cálculo de tiempo más aproximado en el momento de la evaluación.

¿En qué consiste la evaluación?


La evaluación incluye una revisión completa de los antecedentes médicos, un examen físico, muestras de sangre y orina, y otras pruebas necesarias para determinar si es seguro para el donante llevar a cabo el procedimiento. Toda la información obtenida es confidencial. Durante el curso de la evaluación, el donante vivo se reunirá con el equipo de donantes. El equipo de donación está integrado por un cirujano, un nefrólogo, un coordinador de donantes vivos, un trabajador social, un especialista en nutrición y un coordinador financiero. Para proteger los mejores intereses del donante vivo, se ofrecerá a cada donante un defensor independiente del donante vivo (independent living donor advocate, ILDA), que no integre el equipo de trasplante renal de ChristianaCare.

¿Qué puedo hacer antes de que se me evalúe para la donación en vida?


Para asegurarse de que está listo para la evaluación de donación en vida, aquí encontrará una lista de elementos que debe completar antes de su cita de evaluación.

¿Cuáles son los riesgos de donar un riñón?


El riesgo principal es el mismo riesgo asociado con cualquier otro tipo de cirugía: complicaciones o muerte debido a la anestesia. No corre riesgo su vida si tiene un solo riñón. No obstante, las personas que tienen diabetes o hipertensión, pueden no ser buenas candidatas para donar un riñón, ya que corren un riesgo mayor de contraer una enfermedad renal.

¿Cómo será la vida después de la donación del riñón?


Es importante que las personas que donan un riñón mantengan estilos de vida saludables y se sometan a exámenes físicos anualmente para controlar su salud. Una donación de riñón en vida es, muy a menudo, una experiencia sumamente positiva tanto para el donante como para el receptor.