COVID-19: Pulse aquí para conocer qué esperar en ChristianaCare durante la pandemia por COVID-19

ChristianaCare

Programa de Trasplante Renal

Trasplantes renales de donantes vivos y fallecidos

Existen dos tipos de trasplantes renales:

  • Trasplantes de donante vivo (preferido*)
  • Trasplantes de donantes fallecidos

*Se prefieren los trasplantes renales de donantes vivos porque tienen mejores resultados o tasas de éxito más altas que los trasplantes de donantes fallecidos.

Trasplante renal de donante vivo

Un trasplante de donante vivo es un procedimiento durante el que se extirpa un riñón de un donante saludable y se coloca quirúrgicamente en un individuo con insuficiencia renal. El donante vivo puede ser cualquier persona que esté saludable para donar. Puede ser un familiar, cónyuge o amigo. Los donantes vivos de riñones también pueden ser desconocidos o alguien que desee ayudar a una persona que necesita un riñón.

Los trasplantes de donantes vivos tienen muchas ventajas sobre los trasplantes renales de donantes fallecidos, y la más importante es la tasa de éxito considerablemente superior. Otras razones incluyen:

  • Acortará el tiempo que debe esperar para recibir un trasplante renal. El tiempo de espera promedio para un riñón de un donante fallecido podría ser de hasta ocho años.
  • En general, un riñón de un donante vivo comienza a funcionar inmediatamente después del trasplante. Un riñón de un donante fallecido podría tardar varios días o semanas en funcionar con normalidad.
  • El trasplante de un donante vivo se puede programar, para darle al paciente y al donante tiempo para prepararse. No sabrá cuándo estará disponible un riñón de un donante fallecido, y la cirugía debe realizarse muy pronto después de que lo esté.

¿Quién sería un buen candidato para donante vivo?

Por lo general, los hermanos biológicos son los mejores donantes vivos por la compatibilidad. Sin embargo, con los avances en fármacos y el tratamiento para prevenir el rechazo, cualquiera puede ser donante si tiene un tipo de sangre compatible.

La mayoría de las personas saludables de 18 a 60 años son posibles donantes. Todos los donantes vivos se examinan de forma individual. Debería conversar sobre la donación con familiares inmediatos y extendidos, amigos, compañeros de trabajo y amigos de amigos. El éxito de los trasplantes renales con donantes vivos no familiares es casi tan alto como con el uso de donantes vivos familiares.

Todos los candidatos a donante de riñón deben demostrar que la decisión de donar se toma con libertad, de forma voluntaria y sin coerción ni a cambio de una compensación monetaria.

NOTA: Los equipos del donante y el receptor funcionan por separado.

Si está interesado en ser examinado como posible donante vivo, comuníquese con nuestro programa de donantes vivos al llamar al 302-623-3866 para comenzar con el proceso.

Asimismo, contamos con un formulario web en línea seguro que ofrece conveniencia para registrar su interés de ser considerado como posible donante. O haga clic en la barra azul sobre la derecha titulada “Conviértase en donante vivo”.

Trasplante renal de donantes fallecidos

Un donante fallecido es una persona que ha fallecido recientemente por causas que no afecten al órgano que se desea trasplantar. Por lo general, los órganos de un donante fallecido provienen de personas que han decidido donar sus órganos antes de fallecer al firmar tarjetas de donante de órganos. El permiso de donar también puede otorgarlo la familia de la persona fallecida al momento de su muerte.

Un trasplante renal de donante fallecido se produce cuando se extirpa un riñón de un donante fallecido y se trasplanta quirúrgicamente al cuerpo de un receptor cuyos riñones naturales están enfermos o no funcionan con propiedad.

En la región de Filadelfia/Delaware/Baltimore, el tiempo de espera promedio para un riñón de un donante fallecido podría ser de hasta ocho años.