ChristianaCare

La seguridad es nuestra prioridad – Más información

Todo lo que hacemos en ChristianaCare es Por Amor a la Salud (For the Love of Health™), y ese enfoque ha dirigido nuestra respuesta durante la pandemia de COVID-19. Hemos rediseñado la manera en que brindamos el cuidado para mantener seguros a nuestros pacientes y profesionales de la salud, mientras brindamos el cuidado de alta calidad que nuestra comunidad amerita y necesita. Esto incluye opciones grandemente expandidas para atención virtual y visitas de telesalud (telehealth), así como normas que apoyan el distanciamiento social, el uso de tapabocas, un entorno limpio y un número limitado de pacientes y visitas para garantizar la seguridad. Más información

Programa para conquistar el dolor crónico

El dolor crónico no solo duele, sino que frena el ritmo de su vida. Muchas personas que sufren de dolor crónico, un dolor provocado inicialmente por una lesión o enfermedad que dura más de seis meses, también deben lidiar con complicaciones secundarias que empeoran el problema. Cuando el dolor es constante, es difícil dormir. Cuando no dormimos bien, es difícil dar lo mejor de nosotros durante el día. Cuando el desempeño laboral se ve afectado, pueden surgir problemas financieros, que hacen que nos preocupemos y no durmamos. Se convierte en un ciclo vicioso. El dolor crónico puede derivar en estrés, ansiedad, miedo, irritabilidad, e incluso sentimientos de culpa por no poder participar en actividades normales. Y esas cosas no hacen más que empeorar el dolor.

El dolor crónico es un problema particular de las personas que se están recuperando de una lesión traumática, diabetes, fibromialgia, amputación y un trastorno nervioso conocido como distrofia simpática refleja. Cuando el dolor se vuelve crónico, continúa presente incluso después de que sana la lesión física. El cerebro continúa interpretando todas las sensaciones de las áreas problemáticas como dolorosas, señalando sensaciones de dolor mucho después de que sana la lesión.

Nuestros terapeutas ocupacionales y fisioterapeutas calificados pueden ayudarlo a controlar los dolores crónicos a través de:

Educación


Comprender el dolor crónico, cómo se produce y qué puede hacer al respecto es un primer paso importante para controlar el dolor y facilitar el regreso a las actividades cotidianas normales.

Ejercicios de fortalecimiento y flexibilidad


El entrenamiento de fuerza y flexibilidad ayuda a disminuir el dolor al reducir el esfuerzo sobre el cuerpo.

Terapia manual


Ciertas técnicas de amasado práctico suaves, como manipulación, movilización y masajes, aumentan la amplitud de movimiento y reducen el dolor.

Conciencia postural y mecanismos del cuerpo


Le enseñaremos las formas adecuadas de mejorar su postura y ajustar los movimientos para reducir el dolor y aumentar su capacidad de funcionamiento.